El factor sorpresa y otros pasos a seguir para decidir (de una vez) la banda sonora de tu boda

Imagen

© Daniel Santalla
Jazz, pop, clásica, rock o la Banda Sonora de vuestra película favorita, ¿alguien le puede poner reglas a la música? Para elegir la melodía perfecta lo primero que tienes que hacer es decidir qué quieres conseguir con tu canción, recuerda que la música es una de las maneras más profundas que tenemos para conservar recuerdos. Estos son los pasos a seguir para crear un momento inolvidable.

Recuerda que en nuestro Spotify podrás encontrar playlists que te facilitarán mucho la vida.

Quizás te pueda ayudar algún momento de vuestra historia

No importa cuánto tiempo hayáis estado juntos, es inevitable que haya una canción, un artista o un género de música con el que conectéis más. Piensa: ¿Será esa canción que os encanta cantar en el coche? ¿O la que ponéis para cocinar? ¿Cuál es ese tema que él te enseñó o tu le enseñaste? ¿O quizás una de ese concierto al que fuisteis juntos? Cualquiera de estos consejos te puede ayudar a elegir la banda sonora de tu boda, ¿vamos por buen camino?

Fíjate en la letra

Sí, esto puede parecer una obviedad, o cómo dicen por ahí, un no-brainer, pero más allá de lo que puedas pensar, fijarte en la letra de la canción que vas a elegir puede ser crucial. 

Seguro que te suena la canción de ‘Every Breath You Take’ de The Police. Bien, pues esta canción suena constantemente en celebraciones y bodas pero, ¿te has parado alguna vez a escuchar su letra? Habla de celos, obsesión, un amor perdido… ¿De verdad quieres empezar así tu matrimonio?

Céntrate en la temática

Quizás si orientas tu búsqueda hacia un tema concreto, sea más sencillo reducir los márgenes de error. Por ejemplo, puedes elegir canciones de un estilo determinado, como la música pop de los 80, o quizás las canciones más bellas de las Bandas Sonoras de tus películas favoritas o, incluso, que todas sean de vuestro artista favorito. El límite lo pones tú.

El factor sorpresa

Si lo que buscas es la personalización máxima de la ceremonia, es importante que elijáis las canciones de los momentos más importantes en privado, es decir, que no las compartáis con nadie hasta que llegue el gran día. 

Encontrad la canción que representa lo que sentís cuando estáis juntos, una melodía que os encanta, que os encaja y que transmite. Así que, ¡deja que tu wedding planner (o quien esté al cargo de la música) haga su cometido y disfrutad de la canción.

Es el momento de celebrar

Uno de los momentos más bonitos de cualquier boda es el momento en el que los novios entran en el banquete (o zona de comida) mientras los invitados cantan, ondean las servilletas y gritan “que vivan los novios” como si no hubiera un mañana. El tema que elijas es crucial, ¡esa sí será una gran sorpresa.

Comparte