Hablando de estilo con… Cristina Martínez, diseñadora y estilista de la edición principal

Imagen

© Cristina Martínez, fashion coach
BOGA ha logrado que nos concediese el reportaje editorial que ha servido de portada  en esta edición. Imágenes que rezuman su incuestionable sello profesional y humano, tan cercano como cautivador y, sobre todo, aleccionador. Aunque el día fijado para la sesión estaba en el aire su asistencia debido a sus compromisos, viajes y reuniones, al final, ni falló ni defraudó.

La moda la lleva en la sangre. Desde muy niña escuchaba a su alrededor, de manera constante, conversaciones sobre tejidos, diseños, patronajes, modelos… y el lenguaje habitual de las revistas especializadas y las pasarelas empezó a formar parte de su vocabulario infantil.

Los viajes a París, Milán, Londres y Nueva York, las 4 ciudades más influyentes de la moda, le conectaron a nivel mundial con las tendencias más destacadas del ámbito de la moda convirtiéndola en toda una profesional freelance experta en compras, renovadora de tendencias y asesora de moda. En una palabra, una Coach de Moda o Fashion Coach.

Si te tuvieses que definir con una palabra, ¿cuál elegirías?

Sincera

¿Qué hay de diferente entre una Coach y una consultora? ¿Qué criterio debo seguir para hacer mi elección?

La Coach trabaja desde el interior de su cliente para que  el outfit de cada día sea acorde con su estilo de vida y su personalidad, en cambio, la consultora trabaja con las empresas en temas de gestión, marketing y comunicación. 

¿Por qué se debería contratar a una experta en moda como tú?

Se debería contratar una experta como yo por mi experiencia y mi trayectoria profesional.  Llevo en el mundo de la moda desde que nací. Llevo el mundo de la moda en la sangre. También por mi formación en este mundo. He trabajado en diferentes empresas y ramas del mundo de la confección( dirigiendo alguna colección trabajando mano a mano con el equipo  de diseño, de producto, patronaje, viajando para comprar y vender colecciones seleccionando las prendas más especiales  para hacer combinaciones exclusivas y diferentes).

Además, considero muy importante mi sensibilidad para captar el gusto del cliente y mi capacidad para combinar prendas de diferentes estilos para distintas clientas con un rango de edad muy amplio( puedo vestir a la hija, a la madre y a la abuela).
Para mí, cada clienta es única y cada outfit que lleva es solo para ella. A través de cada combinación se ve perfectamente identificada con ella misma y con su estilo de vida tanto personal como profesional. ​

¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

Lo que más me gusta es el trato directo con la gente. Hacer combinaciones nuevas y diferentes mezclando tejidos , volúmenes y colores y esto lo consigo viajando y captando nuevas tendencias en diferentes ciudades y países del mundo.

¿Qué has aprendido junto a los grandes de la moda?

Su capacidad de trabajo, su humildad y su generosidad dando lo mejor de cada uno de ellos para poder desarrollar cada campaña la mejor colección. También me llamó mucho la atención su manera de manipular con gran destreza y delicadeza cada tela que eligen para fabricar cada prenda. 

En resumen el  “Gran Amor por su trabajo”.

¿Entre las personalidades influyentes con quien has tratado, quién te ha llamado más la atención? 
He nacido en rodeada de esto y, por tradición familiar, llevo en la sangre el mundo de la moda, que me apasiona . Desde muy niña he convivido con importantes diseñadores, fabricantes y distribuidores de moda, por lo tanto mi lista sería muy amplia y no sería justo que no hablase de todos, porque de todos ellos he aprendido muchísimo. Solo voy a nombrar a unos pocos: Roberto Verino, Gianfranco Ferré,  Margaretha Ley, de Escada… Lo importante son las personas y el trabajo que realizan, no la fama.

¿Qué me dirías ante el célebre refrán aunque la mona se vista de seda mona se queda”?

Realmente es una frase que no me gusta, porque pienso que hay una prenda o una combinación única para cada persona. Es cierto que con la clase se nace, pero el gusto se puede educar y cambiar. 

Ese es también mi trabajo, sacar lo mejor de cada clienta para que se sienta una mujer guapa y segura, es decir que se sienta fuerte allá donde vaya.

En una sociedad donde todo vale para cualquier edad”, ¿se puede decir que la forma de vestir bien es un reflejo de posición económica o estatus social? 

En este momento la moda no define el estatus social y económico de las personas, ya que toda mujer puede tener acceso a cualquier prenda de ropa que le apetezca. Las casas de moda ponen muchas facilidades de pago para adquirir cualquier artículo de sus colecciones y hay muchísima oferta de producto. De hecho, a día de hoy no es raro ver a mujeres con alto poder adquisitivo, vestidas con marcas low cost.

¿Para ti qué es vestir bien?

Para mí vestir bien es el ejemplo de aquella mujer que crea una simbiosis con su outfit, la que consigue hacer de la ropa y ella un todo. Es importante que sea la propia mujer la que domine las prendas que lleva y no las prendas a ella. Y ahí, el carisma, tiene mucho que decir.

¿Qué desafíos buscas en este puesto de Fashion Coach?

Me encantaría vestir a mujeres importantes indistintamente de su campo profesional, porque ellas son el reflejo público de la moda y de su propia personalidad.

También en empresas que requieren el trabajo de una Fashion Coach para hacer combinaciones únicas y exclusivas. 

¿Cómo es una semana laboral para ti como Coach de moda?

Comenzar la mañana desayunando, viendo revistas de moda e informándome de las nuevas tendencias. Organizando viajes y agenda con mis clientas, puesto que yo tengo mi propia marca de moda. 

¿Prendas atemporales o últimas tendencias?

Prenda atemporales. Yo siempre recomiendo comprar una americana, un pantalón, una falda y un vestido con  el mismo tejido. Con estas 4 prendas siempre se conseguirá un look idóneo para cualquier momento del día, solo añadiendo pequeñas prendas que complementen los conjuntos y los accesorios adecuados. 

Las ultimas tendencias de este año son las prendas de punto, los vestidos con volumen y tejidos vaporosos, las bermudas, las prendas de cuero… Vuelve el denim, los cuellos bebé y se le da mucha importancia a las mangas de las camisas y de los  vestidos. El volumen en las mangas hará, probablemente, resurgir la moda de los chalecos y las capas. Las novedades serán los mocasines y los bolsos pequeños con formas geométricas. El rosa bebé será el color de este invierno. 

¿Con qué color se triunfa en una ocasión especial?

El color básico, como siempre, el negro. Si tengo que decir un color que me gusta y que lo pueda sustituir sería el Azul marino noche. Es un color muy brillante, con mucha clase y siempre favorece a cualquier mujer aportando brillo al rostro. 

¿Quién es tu referente de estilo o alter ego”? 

Mi referente de estilo son aquellas mujeres vestidas por Chanel, Valentino, Armani, Balmain y Óscar de la Renta. Te das cuenta que hablo de los diseñadores de antes, que son la inspiración de las nuevas generaciones.  

Me gustaría hacer un pequeño homenaje a mi padre que ha fallecido hace un mes y el mundo de la moda le debe mucho. Él ha trabajado mano a mano con grandes de la moda de este país tanto diseñadores como fabricantes . Él, sí, que era fuente de sabiduría. Era el Gran Maestro. 

Comparte