5 maneras de adaptar tu boda para que sea eco-friendly

Imagen

© Volvoreta
Desde los vestidos de novia eco-friendly diseñados por Stella McCartney o Reformation a la decoración de los espacios a base de flores y vegetación de temporada y de km 0. La industria de las bodas se transforma y nos permite organizar bodas sostenibles y en harmonía con el medio ambiente.

El vestido de novia

Cuando se trata del vestido de novia, hay múltiples marcas sostenibles como Stella McCartney, Reformation o Gabriela Hearst.

Para comprar un vestido de novia sostenible es importante fijarse en que esté fabricado con fibras naturales, idealmente orgánicas y que sean de una marca transparente en su cadena de suministro. Otra de las maneras de convertir tu vestido de novia en sostenible es decantarse por uno de segunda mano. De hecho, muchas novias están optando (cada vez más) por vestidos vintage.

Las joyas

En las joyas o alianzas de los protagonistas, también se puede hacer un cambio de mentalidad.  Una vez más, la clave está en mirar la historia detrás de las joyas. Cada vez las parejas quieren saber más sobre la cadena de suministro, los materiales, quién la hizo…

El comercio justo o los metales reciclados son algunas de las claves a las que estar atentas. De hecho, las marcas deben proporcionar credenciales o certificación si los clientes lo requieren.

Imagen

© Volvoreta
Las flores

Si estás pensando en una gran exhibición floral para el día de tu boda, es importante tener en cuenta cuál será su impacto ambiental. Las primeras preguntas deberían ser: ¿De dónde vienen las flores? ¿Podemos usar flores que se cultivan localmente sin pesticidas?

Además, considera la posibilidad de reutilizar los arreglos durante el día. Si se utilizan flores en la entrada, pueden ser reutilizados para la fiesta posterior. ¿Lo habías pensado? Tus wedding planner pueden ayudarte y, de esta manera, también reducirás de manera considerable el presupuesto destinado a decoración.

La comida

El plástico de un solo uso es claramente un gran NO. Pero hay otras formas en que se puede reducir el impacto ambiental, como por ejemplo el uso de alimentos locales o km. 0. A día de hoy no es difícil encontrar empresas de catering que trabajan con productores locales usando productos de proximidad.

Adoptando estas medidas no sólo favoreces la economía local y reduces el impacto medioambiental sino que la gastronomía estará en harmonía con el lugar en el que se celebra la boda.

Regalos

Tener una política de «no hacer regalos físicos» es una de las formas más fáciles de adoptar un enfoque más consciente el día de la boda. Pero si quieres hacer un regalo a tus invitados, siempre puedes hacer una donación a una organización benéfica ambiental que tenga un impacto positivo en el planeta. ¿Qué te parece la alternativa?

Comparte


Activa las notificaciones de BOGA Magazine.    Acepto No thanks