La boda de Alexandra y Jaime, una boda y 3 celebraciones previas que unieron a la alta sociedad española y filipina en Madrid

Tiempo de lectura: 9 minutos

Alexandra Suárez, filipina de origen español con una carrera de éxito en el sector de la tecnología, y Jaime Urquijo Zóbel de Ayala, descendiente de una familia con grandes negocios en filipinas, se conocieron por casualidad el día de San Valentín de 2015 en una ciudad costera al sur de Manila. Alexandra fue invitada por unos amigos a una cena que organizaba Jaime para unas 30 personas, aunque ese día apenas tuvieron oportunidad de hablar.

Dos años después la vida les volvió a juntar por casualidad en un café y aunque coincidieron apenas diez minutos Jaime no dudó en invitarla a salir. Año y medio después, en México, al final de un viaje juntos en jeep por Europa y América del Norte y Central, decidieron que querían estar juntos para siempre.

Una de las primeras cosas que ambos tuvieron claro cuando se prometieron es que querían casarse en Madrid, celebrar la boda en la finca familiar Los Molinillos en la que Jaime tiene grandes y emotivos recuerdos de su infancia. Una boda que se celebraría en otoño y que reuniría a unas 800 personas de la alta sociedad tanto española como filipina.

Muchos de los invitados se desplazaron desde muy lejos para acompañar a Alex y Jaime y ambos fueron los perfectos anfitriones haciendo varias fiestas previas al día grande de celebración de la boda que en BOGA Magazine no queríamos que os perdieseis.

UNA BODA EN MADRID CON DOS FIESTAS PREBODA

Unas noches antes de la boda se reunieron con algunos de sus allegados, que ya se encontraban en la ciudad, en un bar típico del centro de Madrid para poder disfrutar de una manera relajada de su compañía y de la gastronomía local.

Para esa noche Alex escogió un look sencillo compuesto por pantalones anchos, top de tirantes blanco, gabardina negra y sandalias blancas. Jaime, pantalón de vestir y camisa de cuadros tipo ventana.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos de la uno los encuentros preboda en Barrutia y el 9. Fotos Giuseppe Marano.

Dos noches antes de la boda, Alex y Jaime celebraron una fiesta preboda flamenca en el Palacio de Santoña, situado en el barrio de Huertas de Madrid. Para esta ocasión Alex lució un espectacular vestido negro de tul y un vistoso tocado. Jaime por su parte eligió un sencillo traje de chaqueta y camisa blanca sin corbata.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos fiesta preboda flamenca en el Palacio de Santoña. Fotos Giuseppe Marano.

El día anterior a la boda continuaron con las celebraciones preboda. En esta ocasión, un gran asado con fiesta y baile posterior en la Finca El Feligrés situada en Arganda del Rey.

Para esta ocasión Alex lució un look campestre, compuesto por blusa blanca sin hombros y falda larga de volantes de diferentes estampados, que acompañó con el pelo suelto. Mientras, Jaime vestía pantalones tipo chinos y camisa de cuadros con sombrero, al igual que muchos de los invitados.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos fiesta preboda asado en la Finca El Feligrés. Fotos Giuseppe Marano.

LAS INVITACIONES DE BODA

La encargada de las invitaciones y papelería de la boda fue Stefanie Fishwick quien se inspiró en las flores y frutas de otoño en España. Además, incluyeron algunos detalles especiales a los diseños como el jeep con el que condujeron por Europa. Por otra parte, Raxenne Maniquiz, una maravillosa artista filipina, se encargó de diseñar el mapa con las indicaciones del lugar.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Invitaciones de boda y papelería a juego de Stefanie Fishwick. Foto Emilie White.

LA FINCA PARA LA BODA

La finca para la boda fue la finca familiar Los Molinillos, una impresionante propiedad situada en Madrid y perteneciente a la abuela de Jaime, Carmen Fernández de Araoz, más conocida en sociedad como Piru Urquijo.

La finca, de gran tamaño, cuenta con diferentes espacios que encajaban a la perfección con su idea de boda al aire libre, rodeados de naturaleza, pero también con espacios interiores que disfrutar.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Vistas de la finca familiar Los Molinillos, fotos Giuseppe Marano.

MAQUILLAJE Y PELUQUERÍA DE NOVIA

Del peinado de novia se encargó Suyen Salazar y Robbie Piñera de su maquillaje. Para la ceremonia Alex escogió lucir un sencillo recogido con raya al lado. El maquillaje por su parte, potenciaba sus preciosos rasgos, destacando los ojos con un ahumado en tono tostado y los labios con un favorecedor tono sangre mate.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

La novia durante el proceso de peinado y maquillaje. Fotos Emilie White y Giuseppe Marano.

EL VESTIDO DE NOVIA

Alex quería un look de novia clásico para lo que escogió como vestido de novia un precioso traje de novia de encaje diseñado por Oscar de la Renta. De escote Bardot, se adaptaba perfectamente a su figura en pecho y cintura y se iba abriendo hacia una bonita falda acampanada rematada en una pequeña cola.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Vestido de novia de Oscar de la Renta. Fotos Giuseppe Marano.

LOS ZAPATOS DE NOVIA

Para el look principal Alex escogió unas sandalias de novia de Giuseppe Zanotti. Unas sandalias doradas con plataforma y pulsera al tobillo. Para el segundo vestido de novia se decantó por un modelo, también de sandalias con plataforma, pero esta vez de terciopelo en color vino de Dolce & Gabbana.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Unas sandalias doradas de Giuseppe Zanotti fueron sus zapatos de novia. Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

LOS COMPLEMENTOS DE NOVIA

Alejandra, la novia, escogió un velo de novia clásico de Oscar de la Renta. Se trataba de un velo de tul liso con remate en orillos con un bordado hecho con el mismo encaje que se utilizó para el vestido de novia.

Como tocado de novia, Alex lució una peineta vintage que la madre de Jaime consiguió para ella. La llevó puesta durante la ceremonia y el cocktail.

Como joyas, los pendientes de novia, un modelo discreto pegado al lóbulo, y anillo.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Alex, una novia velada. Fotos Emilie White y Giuseppe Marano.

EL RAMO DE NOVIA

El ramo de la novia y todos los arreglos florales de la boda fueron obra de Aquilea Flores, dirigidos por Marta, una de las tías de Jaime que, junto con dos de sus hermanas, dirige esta reputada floristería responsable de los arreglos de muchos de los principales eventos de nuestro país.

El ramo de novia fue un precioso y sencillo ramo silvestre de brezo de tonos empolvados que combinaba a la perfección con el resto del estilismo de la novia.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

La novia, Alexandra, preciosa, preparada para el gran momento. Fotos Emilie White.

EL NOVIO Y LA FAMILIA MÁS CERCANA

Jaime escogió un estilo clásico para su traje de novio. Un chaqué clásico compuesto por pantalón de raya tradicional, levita negra con pañuelo blanco, camisa blanca, chaleco amarillo claro, corbata verde jade y zapatos Oxford clásicos.

La madre del novio y madrina, Beatriz Zóbel de Ayala, también ideal, lució un estiloso vestido largo de estampado floral azul oscuro y blanco, escote cruzado y manga francesa. Como elementos de contraste una espectacular pamela en color coral y bolso de mano en el mismo tono. Completando el estilismo unas maravillosas joyas formadas por pendientes y anillo.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Jaime y su madre preparados para la ceremonia. Foto Giuseppe Marano.

Piru Urquijo, abuela de Jaime, súper elegante lució un estilosísimo look compuesto por vestido estampado y chaqueta roja tipo chanel con unas impresionantes joyas, entre las que llama la atención especialmente el singular broche que lució en su solapa.

Marta, tía de Jaime, encargada de todos los arreglos florales de la boda, también muy elegante escogió un vaporoso conjunto con falda larga y llamativo aplique de flores de seda que lució en uno de sus hombros.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Piru Urquijo acompañada de Marta. Fotos Emilie White.

La madre de la novia por su parte lució un vestido realizado en Jacquard en tonos verde esmeralda de silueta recta, escote corazón y manga corta con corona abullonada. Completando el look, un pequeño tocado con plumas de pavo real, cartera y zapatos de corte salón en tonos dorados.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

La madre de la novia junto con las damas de honor. Fotos Emilie White.

LA CEREMONIA DE LA BODA

Para la ceremonia religiosa Alexandra y Jaime quisieron aunar las dos culturas siendo oficiada por dos sacerdotes, uno filipino y otro español. Del mismo modo quisieron introducir algunas tradiciones filipinas como un velo, un cordón y un ritual de velas que pretende simbolizar la fuerza del vínculo como pareja que se une en matrimonio.

Como velo utilizaron una preciosa pieza que lleva décadas en la familia de Jaime con los nombres de sus abuelos y otras parejas de la familia bordados en ella, lo que para ellos fue muy especial y emotivo.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

La ceremonia. Fotos Emilie White.

A la boda acudieron numerosas personalidades de la alta sociedad y aristocracia, entre ellas la Infanta Cristina, vestida en tono verde agua, quien mantiene una relación muy cercana con Beatriz Zóbel de Ayala, la madre del novio.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos de la ceremonia. Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

Durante la ceremonia y para la salida y cóctel posterior los novios contaron con un coro rociero, el Coro de Olivares, lo cual fue especialmente emotivo para los novios.

La salida, como no podía ser de otra manera, fue en su propio Citroen Meharo, ese jeep que cambió sus vidas. Los novios aprovecharon ese momento para dar una vuelta por la finca con él y estar a solas unos minutos, disfrutando de esos instantes tan emocionantes y del gran paso que acababan de dar.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

EL APERITIVO DE LA BODA

Antes de la comida, la recepción se organizó con un cóctel distribuido entre los fabulosos salones exteriores y los magníficos espacios exteriores. De toda la organización de bodas se ocupó el equipo de A-típica en España coordinado desde Manila, donde residen los novios, con el de The Event Architects, con un resultado impecable.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos cocktail boda interior. Fotos Giuseppe Marano.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos cocktail boda exterior. Fotos Emilie White.

En los jardines, donde el coro rociero siguió amenizando el momento, los invitados pudieron disfrutar del soleado día de otoño e incluso algunos se animaron a bailar las sevillanas que tocaban. Una boda protagonizada sin duda también por looks de invitadas perfectas, entre ellas la guapísima y elegantísima Sofía Palazuelo, Duquesa de Huéscar.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Invitadas. Fotos Emilie White.

LA COMIDA Y LAS MESAS DE LA BODA

Justo antes de comenzar la comida, la novia, Alexandra, se quitó el velo y soltó su espectacular melena, dándole a su look de novia un aspecto más relajado. El único adorno un pasador situado en uno de los laterales de su cabello.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

Las mesas se dispusieron en el jardín, una boda al aire libre con carpas para proteger del sol en un bonito montaje con sillas de ratán, mantelerías blancas y verde agua muy clarito. Espectacular catering de Isabel Maestre y preciosos arreglos florales de Aquilea que adornaban mesas y techos.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Montaje mesas de boda. Fotos Giuseppe Marano.

Los novios quisieron hacer esta parte del convite de boda más divertida y repartieron elementos típicos de Photocall para animar la entrada de los novios en la zona de las carpas.

El personal de Los Molinillos les sorprendió con un pastel de bodas que crearon desde cero y que fue un gusto muy emotivo para la pareja.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos Emilie White y Giuseppe Marano.

EL BAILE DE LA BODA

Para abrir el baile de novios, que también se realizó al aire libre, los novios escogieron «Baby, I Love Your Way» de Peter Frampton. El baile fue amenizado primero por los Soul Brothers, seguidos por el DJ Mickey Pavon, quien al final de la boda, cuando en la segunda parte del baile ya quedaban muy pocos invitados pinchó de nuevo el tema de la apertura «Baby, I Love Your Way» pero esta vez en exclusiva para los recién casados.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

El baile de la boda. Fotos Emilie White.

EL SEGUNDO VESTIDO DE NOVIA

Para la segunda parte del baile la novia escogió un segundo vestido de novia en tono rosa pálido maravilloso. Se trataba de un vestido largo de tul de Valentino, con escote cuadrado, falda fruncida, mangas abullonadas con puño formando un volante y cuerpo drapeado. Para decorar cintura, puños y canesú, un bordado geométrico con hiló de lamé en tono a juego.

Para este segundo vestido Alex se volvió a recoger el cabello, esta vez en una sencilla cola de caballo con la que destacaban unos vistosos pendientes en tono cereza de Simone Rocha que combinaban a la perfección con las sandalias de terciopelo color vino de Dolce & Gabbana.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Alexandra con su segundo vestido de novia. Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

EL BAILE FINAL DE LA BODA

Para la parte final de la celebración de la boda se dispusieron pequeñas mesas, carritos de helados, churros y se sirvió paella para que los invitados pudiesen disfrutar al máximo hasta tarde de la fiesta.

Una boda y celebraciones previas que seguro habrán dejado un recuerdo maravilloso e imborrable en la memoria de todos los asistentes.

boda de otoño alexandra y jaime urquijo

Fotos Giuseppe Marano y Emilie White.

Comparte


No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

20 + dos =

Activa las notificaciones de BOGA Magazine.    Acepto No thanks